Camino Real

articulo

Declaratoria de Necesidad de Taxis

Por una de esas “tradiciones” que se habían convertido en “leyes no escritas” (de las que todavía hay muchas, y ya sabemos que, sobre todo en política, las leyes de la costumbre se cumplen al pie de la letra y se les tiene más respeto y obediencia que a los mandatos decretados legalmente por las instituciones de la República), las concesiones de taxi en Colima se otorgaban por amiguismo, compadrazgo y por favores políticos y personales. Incluso hubo gobernadores que en un arranque de “bondad” -que seguramente los hacía sentirse como semidioses si no es que como el mismo Todopoderoso-, regalaban concesiones a quien se las pedían, así fuera un ilustre desconocido y por el simple hecho de pedirlo, o porque había una demanda que no podía resolver el mandatario y entonces salía con un acto “generoso”: -A ver… dale aquí al amigo una concesión de taxi. Y se la daban sin que faltara más ni sobrara menos. Así había sido por siempre, desde que empezó esa modalidad del transporte público con los “sitios” de automóviles para transportar pasajeros y con los de camionetas para el servicio de carga. Y esa fue la queja de la ciudadanía durante tanto tiempo, a tal punto que la investidura del mandatario en turno -contario a lo que cabía esperar- se veía disminuida y cuestionada por ese tipo de acciones. A fin de cuentas el único que agradecía al gobernador era el beneficiario, porque la generalidad de la gente reprobaba el proceder. No les faltaba razón a los críticos.

Pero ahora, luego de la aprobación -en enero- de la Ley de Movilidad por parte de los diputados en el Congreso del Estado, por primera vez en la historia el gobernador José Ignacio Peralta firmó la declaratoria de necesidad de taxis, que consiste en la entrega de concesiones a trabajadores del volante que cuenten con 25 años o más de trabajo acreditado dando ese servicio.

Las reglas para eso son claras y bien específicas: se van a entregar al inicio del sexenio, no al final como se venía haciendo (esta era una práctica muy mañosa con la que se pretendía ganar simpatías de última hora); se hace como un pronóstico al 2021 de acuerdo a la demanda de servicio; y se hace con transparencia, al no entregarse a compadres, amigos, familiares ni nada que se la parezca, sino a los que día a día se ponen al volante de un auto a llevar personas a su destino.

Al respecto, el gobernador Nacho Peralta dijo que esta declaratoria de necesidad de taxi “pone en el centro de la política pública a los colimenses, a los ciudadanos y a los usuarios”, porque “lo que nos interesa es que tengan un buen servicio, que haya competencia y que los que se beneficien sean finalmente los ciudadanos”. Por eso, el gobernador felicitó a todos los colimenses.

La Ley de Movilidad, no obstante su reciente aprobación, ya está dando los primeros resultados, y en los próximos días se verá cómo favorecerá a la comunidad esta dinámica que pone en primer lugar al trabajador del volante, que es el que sale todos los días a trabajar el taxi.

Una buena de Nacho y de su Secretaría de Movilidad, ni duda cabe.

MESON.- Por razones que estoy segurísimo que Pancho Virgen me habrá de disculpar, no asistí a los actos de sus funerales… Pero Pancho sabe que lo llevo muy cerca de mis sentimientos… De Pancho ya se ha dicho -ahora que nos tomó la delantera en el último viaje-, que era Profesor, cronista deportivo, fundador de la ACRODE (el gremio de cronistas), reportero especializado y etcétera… Que por su don de gentes (¡Ah, qué difícil es hallar esta cualidad entre los periodistas!) se ganó el apelativo de El Caballero Virgen… Y Nadie más que él podía llevar con tanta dignidad ese sobrenombre… Pero yo quiero recordar a Pancho en una faceta que, creo, nadie o pocos le conocían: la de tipógrafo, un oficio ya casi en desuso… Lo recuerdo “formando” con tipografía movible y metiéndole papel a una vieja prensa de impresión plana en un negocito de imprenta que tenía su tía Yolanda Virgen de Santos (esposa de Enrique, hermano de Alfonso el famoso locutor y líder cetemista), por la calle 16 de Septiembre, en el barrio de El Agua Fría… Allí empezó Pancho Virgen a contactarse con el periodismo al mismo tiempo que estudiaba… Era, pues, producto de la cultura del esfuerzo, de la que ya no hay muchos especímenes… Lo demás, es historia conocida… Me pesó y me sorprendió su partida, pero no me sorprenderá saber que esté allá, donde se van las gentes buenas como él… ¡Arrieros somos!

El gobernador José Ignacio Peralta firmó la declaratoria de necesidad de taxis, que consiste en la entrega de concesiones a trabajadores del volante que cuenten con 25 años o más de trabajo acreditado dando ese servicio.
Ultimo Minuto
Subir