CAMINO REAL

articulo

LIMPIA EN EL PODER JUDICIAL =CANDIDATA CON EMPUJE =DI-PUTA-DA TINDER

Dos jueces han otorgado amparos contra la Ley de Seguridad Interior aprobada por el Congreso de la Unión y promulgada por el presidente Enrique Peña Nieto. La razón que se argumentan es la presunta inconstitucionalidad porque, alegan, la ley permite la presencia de fuerzas militares en la calle “en tiempos de paz” para el combate contra el crimen organizado. Seguramente estos amparos fueron promovidos, una de dos, por gente interesada en que se retiren los militares para que el crimen actúe a sus anchas; o por esos individuos que están en contra de todo y favor de nada sin importarles lo que ocurra en el país. Y claro, cualquiera que sea el caso, no faltan jueces a los que les importa menos la situación nacional, o porque sacan ganancia de las atrocidades criminales que viene ocurriendo. Alegan que en “tiempos de paz” los militares deben estar en sus cuarteles; pero por otra parte, cuando se trata de fastidiar, argumentan que está ocurriendo una guerra sin cuartel de la que culpan también al gobierno.

El estado mexicano se ha visto rebasado por las bandas criminales que han cooptado a todas las policías: federales, estatales y municipales. En un caso reciente fueron descubierto 113 policías falsos y al servicio de los cárteles delincuenciales, en un municipio poblano que contaba con 185 gendarmes. El ejemplo lo podemos trasladar sin problema al plano nacional, donde las supuestas fuerzas del orden están al servicio de la delincuencia.

Al gobierno de la república no le ha quedado de otra que echar mano de las fuerzas armadas, el Ejército y la Marina, para enfrentar a las organizaciones criminales. Sin embargo, parece ser que algunos jueces no están conscientes de la situación… o más bien les conviene que siga el estado de cosas.

Hace mucha falta darle una revisada al Poder Judicial, donde es un hecho que, en complicidad con los defensores de los “derechos humanos” que siguen dictados desde el extranjero (ONU, OEA y otros entes malignos), se defiende más a los criminales que a las víctimas.

En tanto, el presidente de la República parece que no tiene partido político que le ayude a meter presión social para impulsar la Ley de Seguridad Interior y contra los corruptísimos jueces.

oooooooooo

Osiris Romero Celis, quien fungiera como presidenta del comité directivo municipal del PRI en Cuauhtémoc, es ahora candidata a la diputación local por el distrito VI que precisamente comprende el municipio norteño que lleva ese nombre. La apoyan su propio partido, el PRI, y el Verde Ecologista de México.

Su paso por la dirigencia del partido fue sido fructífero pues logró conocer las demandas sociales más sentidas pero que dejó intocadas el populismo del alcalde Rafael Mendoza que sólo da de qué hablar cuando se trata de violar la ley, como cuando puso a circular moto-taxis por el municipio.

Joven con personalidad y empuje, Romero Celis ha sido crítica de la administración municipal: ha dicho que el alcalde no ha sabido aprovechar el espacio de decisiones para resolver los asuntos de fondo que le importan a la población. Y ha remachado: “Necesitamos que haya en el gobierno una persona que sea sensible con las necesidades de la población, que sepa cuáles son, las atienda y resuelva de fondo, no solamente con paliativos o remedios temporales”. La aspirante al Congreso del Estado se ha sabido enfrentar a la autoridad como debe hacerlo una persona activa y comprometida.

Los rivales de Osiris Romero son Francisco Rodríguez García, candidato a diputado de la coalición “Por Colima al Frente”, José Preciado Gudiño de Nueva Alianza, y Gloria Rechy Moreno por la coalición “Juntos Haremos Historia”. Pancho ha andado dando palos de ciego por varios partidos y no tiene identidad propia; aunque ocupado cargos en el servicio público, que se sepa no ha dado resultados. José Preciado fue regidor con Rafael Mendoza, pero sus compañeros lo señalan como una persona conflictiva que no acude a trabajar por estar en proselitismo permanente. De Gloria Rechy se puede decir que no tiene carrera política que la respalde y su candidatura sólo será testimonial.

Osiris Romero Celis tiene todas las credenciales para ser representante de los habitantes de Cuauhtémoc en el Congreso del Estado pues ha demostrado que sabe exigir a la autoridad y tiene sensibilidad social.

MESON.- Ana Sofía Orellana, candidata de Nueva Alianza a diputada local en Puebla, hace campaña ataviada con solo breves calzones, poses sugestivas levantando las nalgas y miradas provocativas, a través de una aplicación de internet llamada Tinder, especializada en concertar citas entre desconocidos con fines que usted quisiera saber pero yo no estoy

para contarlo… Pero sin necesidad de que se lo diga, resulta evidente que ella no quiere ser una di-puta-da del montón, sino una di-puta-da que dé mucho de qué hablar, así sea de lo que sea… ¡Arrieros somos!

Ultimo Minuto
Subir