CAMINO REAL

articulo

=CASTIGO AL ALCALDE DE ARMERIA


=ASUNTO CON VETA POLITICA HASTA PARA LAS FEMINISTAS

=URZUA SE EXPLAYA ¿COMO ESTARAN OTRAS DEPENDENCIAS?

El alcalde de Armería, Salvador Bueno Arceo, quien agredió a su esposa (la golpeó con la cacha de una pistola, según díceres), merece que se le destituya previo juicio político, sin importar que ella, Silvia Saucedo Rivera, haya retirado la denuncia ni que se hayan reconciliado con arrumacos, chiquiadeces y sana-sana colita de rana, como suele suceder.
Es de muy poca vergüenza, de uno y otra, que se anden exhibiendo después de haber protagonizado el escándalo que fue a parar a la Fiscalía General del Estado. No fue ninguna gracia lo que hizo el alcalde que, por eso, por su función pública, está obligado a dar ejemplo positivo a sus gobernados y ella, la esposa y presidenta del DIF municipal, también.
En este caso llama la atención el llamado que hacen el Centro de Apoyo a la Mujer y la organización IUS Género para que se castigue y destituya al alcalde, pues no lo hacen (al menos así creo del IG) por auténtico sentimiento justiciero, ya que pasan y pasan agresiones a mujeres y feminicidios, y poco se tibian, lo que puede deberse a que los crímenes “comunes” no tiene veta política que explotar como sí el caso del alcalde de Armería. También puede deberse que al IG le valgan una pura y dos con sal las agresiones a mujeres, a que la dirigente de IG es mamá de la directora del Instituto Colimense de las Mujeres (que debiera ser la primera en poner el grito en el cielo) y no quiere levantarle polvo a la hija. Por cierto ambas, madre e hija, fueron feroces impulsoras de la “alerta de género” (antes de que tuvieran el ICM) que, ya implementado, ha servido para diez cosas: para nada, para nada, para nada y para siete…
Pero independientemente de esas payasadas, el alcalde de Armería debe pagar su felonía con cárcel y non nada más siendo depuesto.
MESON.- Si la carta-renuncia de Carlos Urzúa a la secretaría de Hacienda dejó impactado al país y tambaleante al gobierno de López, sus declaraciones posteriores han remolido llagas que en solo siete meses se le han formado al régimen… La carta de Urzúa es lacónica al mencionar situaciones anómalas, pero, ya libre del encargo, ha sido extenso en detalles… Entrevistado por Hernán Gómez (Proceso), expuso los conflictos que lo hicieron renunciar: con el propio presidente de la República, con Alfonso Romo, jefe de la oficina presidencial y con el director de la CFE, Manuel Bartlett… De Romo dijo que impuso en el SAT (dependiente de Hacienda) a Margarita Ríos-Farjat -para lo que hubo que modificar la ley-, y en NAFINSA y BANCOMEXT a Eugenio Nájera... Urzúa asegura que Romo trató de apoderarse de las secretarías de Hacienda y de Economía pero López lo impidió, no así el nombramiento de Ríos-Fajart y Nájera… Describe a Romo como “un hombre de extrema derecha” que “en términos sociales oscila entre el Opus Dei y los Legionarios de Cristo”, y pregunta Urzúa: “¿cómo un hombre así, que llegó a admirar a Augusto Pinochet y a Marcial Maciel, acabó no sólo siendo amigo de López Obrador, sino incluso siendo el Jefe de la Oficina de la Presidencia?"… Urzúa lo remata: "Dado que en la jefatura de la Oficina de la Presidencia se maneja a diario un cúmulo de información económica confidencial, uno quisiera que Alfonso Romo y sus familiares hasta de primer grado no tuvieran actualmente participación accionaria alguna en la casa de bolsa Vector"… Con relación al Presidente, Urzúa señala enfático “una serie de políticas públicas sin sustento”. Menciona: “yo sí estuve a favor de que continuara la construcción del aeropuerto de Texcoco” porque “la obra estaba muy avanzada y había demasiado dinero de por medio” y de ser cierto que muchos terrenos aledaños estaban controlados por gente vinculada a la administración anterior, el gobierno de López podría haberlos expropiado… Acerca de la gota que derramó el vaso y definió su salida, Urzúa la achaca a fricciones y desacuerdos con Bartlett al haber llevado a tribunales el asunto de los gasoductos: “…uno de los gasoductos paradigmáticos es el que va de Texas a Tuxpan, Veracruz, el cual se firmó hace cinco años y ya se terminó de construir”. Esa obra fue realizada por Transcanada conjuntamente con la mexicana Ienova subsidiaria de la estadunidense Sempra. "Puede ser cierto que el gasoducto haya salido caro, como afirma Bartlett, pero lo cierto es que nosotros firmamos un contrato y debemos cumplirlo. Bartlett no quiere entregar ese gasoducto y pretende renegociar el contrato, pero no está evaluando correctamente su costo, porque al parecer no entiende el concepto de valor presente. Es preocupante que alguien que dirige una empresa de electricidad no entienda el concepto de valor presente. Alguien así no puede dirigir una empresa de electricidad. El problema es que, si no se respeta el contrato, Transcanada demandará a la CFE, porque el gasoducto ya se terminó de construir"… De lo expuesto por Urzúa se colige que en la administración de López campean situaciones que contradicen claramente a las supuestas premisas con que se mueve el gobierno: no mentir, no engañar y no robar… Al quedar expuesta la podredumbre en Hacienda, se abre una pregunta: ¿cómo estarán las demás dependencias del ejecutivo federal?...

¡Arrieros somos!
Ultimo Minuto
Subir