Los pescadores de la Federación de Cooperativas de la Laguna de Cuyutlán, afectados por el derrame de combustóleo por la termoeléctrica de Manzanillo, se reunieron con directivos de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), en un evento gestionado por el Gobierno del Estado y con la participación de los titulares de la Secretaría General de Gobierno, Secretaría de Desarrollo Rural y Secretaría de Desarrollo Social del Estado de Colima, con el fin de establecer condiciones para solucionar las afectaciones provocadas por la contaminación por el derrame de combustóleo.

El Secretario General de Gobierno, Rubén Pérez Anguiano, invitó a las partes a dialogar con el ánimo de analizar las afectaciones a la ecología y a la pesca, actividad económica relevante de los habitantes del lugar y las respuestas de los directivos de la paraestatal, señalando tres puntos acordados en reunión previa con el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, en el que el titular del ejecutivo propuso que se solicitará a la CFE la explicación del hecho, se estableciera el compromiso de evitar que vuelva a suceder otro derrame y, solventar las afectaciones provocadas por el derrame.

Los pescadores, representados por María del Carmen Velasco Chávez, expusieron con imágenes,  las afectaciones  al entorno ecológico provocado por el derrame de combustóleo, entre las que se encuentra la muerte de especies de aves, así como de los cultivos de pescado y camarón lo que ha repercutido en la economía de las familias, ya que según comentaron, tienen 39 días sin trabajar, por lo que solicitaron el apoyo inmediato para reintegrarse a la producción pesquera ya que sus implementos resultaron dañados y los imposibilita para generar ingresos para su manutención.

Por su parte, el representante de la empresa, Pierre Antúan Gilly Díaz, Gerente de Desarrollo Social de CFE, escuchó los planteamientos y se comprometió a dar seguimiento a los trámites para que a la brevedad sus peticiones tengan solución, solicitando antes el escrito con los requerimientos para su valoración y resultados correspondientes.

Finalmente, el Secretario General de Gobierno, Rubén Pérez Anguiano, reconoció la participación de los presentes reiterando la disposición de Gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, para atender sus asuntos, muestra de su disposición fue que la reunión que se llevó a cabo fue gestionada por el propio mandatario estatal y que se espera que a la brevedad se resuelva la controversia para que los pescadores vuelvan a su trabajo cotidiano en beneficio de la economía familiar.

Estuvieron presentes, los Secretarios de Desarrollo Rural, Agustín Morales Anguiano; de Desarrollo Social, Enrique Rojas Orozco, y un aproximado de treinta pescadores, y funcionarios del Gobierno del Estado y de la Comisión Federal de Electricidad.